lunes, 25 de junio de 2007

Japón en Nueva España II

La siguiente mención aparece dos años después, cuando Chimalpahin da noticia del regreso de Rodrigo de Vivero, Gobernador de las Filipinas que en el tornaviaje a Nueva España, una vez terminado su encargo, había naufragado frente a las costas de Japón.

El lunes 15 de noviembre de 1610 entró a la ciudad de México don Rodrigo de Vivero, procedente de Japón, junto a la China; el dicho don Rodrigo había ido a la China, a la ciudad de Manila, para gobernar allá, y era sobrino del señor virrey don Luis de Velasco. Se había extraviado en el mar mientras regresaba a México, y perdió todo el cargamento, pero una tempestad los arrojó a las costas de Japón; llegó don Rodrigo ante el emperador de Japón, conversó con él y se hizo su amigo, a tal grado que el emperador le prestó toda la riqueza que don Rodrigo trajo a México, y trajo además consigo a algunos japoneses. A México había llegado la noticia de que don Rodrigo había muerto en el mar después de salir de Manila, pero ahora, un año después, ha vuelto a aparecer y ha llegado a México; llegó a México él solo, pues dejó por el camino a los japoneses que traía consigo desde Japón, los cuales avanzaban más despacio, ya que, después de desembarcar en el puerto de Acapulco, don Rodrigo se les adelantó.

No fue, desde luego, del emperador de Japón de quien “se hizo amigo” Vivero, sino del shogun Tokugawa Ieyasu, a quien le presentó unas Capitulaciones que Ieyasu suscribió y habrían podido ser el primer tratado comercial entre Japón y Nueva España, si hubieran tenido efecto. (El documento, con otros igualmente interesantes, puede leerse en la edición que hizo en 1993 el Museo de la Sal y del Tabaco de la Relación y Noticia del Reino de Japón escrita por Vivero a su regreso, y que incluye la traducción al japonés hecha por Kishiro Ohgaki. También la recogen otras obras; por ejemplo, la de Juan Gil, Hidalgos y samurais. España y Japón en los siglos XVI y XVII, Alianza Editorial, 1991.)

2 comentarios:

Hendrixkin dijo...

Mucho gusto, me llamo Karla y soy estudiante de Historia en la UNAM.
Hace poco inicié la investigación para mi tesis de licenciatura en la que haré un análisis historiográfico sobre las impresiones de Rodrigo de Vivero, Sebastián Vizcaíno, Antonio de Morga y William Adams sobre Japón (de 1600 a 1620 aprox.)

Todavía hay cosas que debo investigar pero, para la preparación de lo que será el marco de referencia estoy investigando parte de la vida de cada uno de los autores lo que me ha llevado a indagar el árbol genealógico de don Rodrigo de Vivero. Por eso cualquier información que encuentró sobre él (o ellos) me es valiosísima.

Es por ello que me gustaría preguntarle en que versión o edición de los escritos de Chimalpain fue que encontró esa referencia. Me llama mucho la atención la mención de que lo habían dado por muerto y la "amistad" entre el shogún Tokugawa y don Rodrigo de Vivero, y la delegación japonesa que con él vino.

Aurelio Asiain dijo...

La versión de Rafael Tena. Para Vivero, te recomiendo los libros de Antonio Cabezas (El siglo ibérico en Japón) Lothar Knauth (Confrontación transpacífica) y Juan Gil (Hidalgos y samuráis). Tengo más fuentes que te pueden interesar. Vivero descendía del Caballero de Olmedo. Escríbeme a aurelio.asiain@gmail.com para hablar de eso.